Ley de Dependencia

La Ley 39/2006,de 14 de diciembre, de Promoción de la Autonomía Personal y Atención a las personas en situación de dependencia (publicada en el BOE nº 299, de 15 de diciembre de 2006), regula las condiciones básicas de promoción de la autonomía personal y de atención a las personas en situación de dependencia mediante la creación del Sistema para la Autonomía y Atención a la Dependencia (SAAD), en el que colaboran y participan todas aquellas Administraciones Públicas con competencias en la materia.

Dependencia:

La Dependencia se entiende como: «el estado de carácter permanente en que se encuentran las personas que, por razones derivadas de la edad, la enfermedad o la discapacidad, y ligadas a la falta o a la pérdida de autonomía física, mental, intelectual o sensorial, precisan de la atención de otra u otras personas o ayudas importantes para realizar actividades básicas de la vida diaria o, en el caso de las personas con discapacidad intelectual o enfermedad mental, de otros apoyos para su autonomía personal.»

Todas las personas que deseen acceder a los servicios y prestaciones que establecen la ley de dependencia, deberán reunir los siguientes requisitos:

  • Encontrarse en situación de dependencia en alguno de los grados establecidos por la Ley.
  • Residir en territorio español y haberlo hecho durante cinco años, de los cuales dos deberán ser inmediatamente anteriores a la fecha de presentación de la solicitud. Para los menores de cinco años el periodo de residencia se exigirá a quien ejerza su guarda y custodia.
  • Tener nacionalidad española, o las personas que, reuniendo los requisitos anteriores, carezcan de la nacionalidad española se regirán por lo establecido en la Ley Orgánica 4/2000, de 11 de enero, sobre derechos y libertades de los extranjeros en España y su integración social, en los tratados internacionales y en los convenios que se establezcan con el país de origen. Para los menores que carezcan de la nacionalidad española se estará a lo dispuesto en las Leyes del Menor vigentes, tanto en el ámbito estatal como en el autonómico, así como en los tratados internacionales

La persona que crea estar en situación de Dependencia debe acudir al Centro de Servicios Sociales Comunitarios de Coín, donde se le informará detalladamente del procedimiento a seguir, para ello, deberá traer la siguiente documentación:

  • DNI de la persona solicitante, o en su caso, DNI del representante legal, guardador de hecho o de aquella persona que realice el mandato verbal.
  • DNI de la persona cuidadora principal.
  • Tarjeta de la Seguridad Social de la persona solicitante.
  • Certificado de discapacidad (en caso de poseerlo)
  • Documentación acreditativa de la representación legal que ostenta, copia de sentencia que la declare.
  • Libro de familia (para menores de 18 años).

Los servicios y prestaciones a los que se puede acceder son:

    • Servicio de prevención de la dependencia y promoción de la autonomía personal.
    • Servicio de Teleasistencia.
    • Servicio de Ayuda a domicilio.
    • Servicio de Centro de día y noche.
    • Servicio de Atención Residencial.
    • Prestación económica vinculada al servicio.
    • Prestación económica para cuidados en el entorno familiar y apoyo a cuidadores/as no profesionales.
    • Prestación económica de asistencia personal.
X